WEB RUGBY DE SALTA (NOVIEMBRE 2017)

Cumplimos 10 años junto al Rugby salteño

rugbydesalta.com.ar


Irlanda 20 - Argentina 43













Los Pumas derrotaron al XV del Trébol y se metieron por segunda vez en la historia de la Rugby World Cup en una instancia de semifinal a la espera del ganador de Australia y Escocia. El goleador del partido fue Nicolás Sánchez, autor de 23 tantos, sumado a los tries de Juan Imhoff (2), Joaquín Tuculet y Matías Moroni. El encuentro se disputó en el Millennium Stadium de Cardiff y fue dirigido por el árbitro francés, Jérôme Garcès.
 En una de las llaves de cuartos de final, Argentina venció a Irlanda 43-20 y se metió por segunda vez en su historia en las semifinales de la Copa Mundial de Rugby. Los Pumas tuvieron en la figura del apertura, Nicolás Sánchez, al goleador del partido con 23 tantos gracias a 5 penales y 4 conversiones, sumado a los tries apoyados por el wing, Juan Imhoff (2), el fullback, Joaquín Tuculet y el centro, Matías Moroni. Ahora espera por el ganador de Australia-Escocia para disputar su próximo partido que se jugará el domingo 25 de octubre con el sueño de llegar por primera vez en su historia a la final de la Rugby World Cup.
Irlanda se quedó en el camino y no pudo romper con el karma de meterse por primera vez en una fase de semifinales en la RWC.  
Backs desequilibrantes
En los primeros minutos Argentina se hizo cargo de las acciones del juego con posesión de pelota y dominando al rival. Después de un kick a las alturas de Juan Martín Hernández, fue Joaquín Tuculet el que desactivó la pelota en campo contrario. De la mano de Martín Landajo y una aparición a pura potencia de Pablo Matera, se empezaba a edificar lo que sería el primer try del partido en la madrugada del mismo. Un eficaz pasamano encontró a Cordero desbordando e invirtiendo roles con Matías Moroni que corrió hacia la bandera derecha para anotar los primeros cinco puntos. La complicada pero eficiente conversión de Nicolás Sánchez a los 5 minutos dejaba un resultado parcial de 7-0 para Los Pumas.
Irlanda intentó reaccionar pero las ganas y el ímpetu argentino amedrentaron sus tibios embates. Nuevamente una clara y precisa plataforma de ataque, combinando forwards y backs, dio paso a una jugada que terminó en la punta derecha. Un intratable y escurridizo Cordero metió un kick al ingoal contrario para que Juan Imhoff llegue a apoyar con lo justo cuando estaba a punto de tocar la línea de pelota muerta. La conversión del apertura y conductor argentino y un posterior penal de larga distancia de su autoría, alargaron distancias en el marcador.
Cuando los dirigidos por Daniel Hourcade crecían y crecían marcando claras diferencias en el juego, un inesperado e innecesario tackle peligroso del pilar Ramiro Herrera dejó a Los Pumas con un jugador menos. Inmediatamente llegó el descuento con un penal de Ian Madigan para un conjunto irlandés que se envalentonó achicando diferencias con un score que marcaba 17-3.
Pero Los Pumas no perdieron el libreto y se mostraron firmes con un juego de varias fases cuidando la obtención de la pelota. Sánchez tuvo dos envíos a los postes anotando uno y errando el otro que pegó en el palo. 
A los 26’ una jugada vertiginosa de los backs irlandeses por izquierda encontraron al ingresado wing, Luke Fitzgerald, desbordando y metiendo una diagonal hacia el centro para anotar el primer try de su equipo ante la estéril defensa argentina. La conversión ponía el 20-10 en un partido de ida y vuelta. Un penal de Madigan terminó pegando en un poste en una clara señal de un conjunto irlandés que dominó en los últimos veinte minutos.  
Prueba de carácter
De movida el complemento se tornó más que interesante ya que después de un punzante ataque de Los Pumas que pudo haber terminado en try, Irlanda respondió con un endiablado Fitzgerald que cortó la línea de ventaja por el centro de la cancha y le sirvió el try al tercera línea, Jordi Murphy. La conversión de Madigan dejaba un ajustado 20-17.
Devolvió Argentina con un penal de Sánchez que sirvió para salir del acecho irlandés aunque los dirigidos por Joe Schmidt volvieron a acortar ventajas en los pies de Madigan respondiendo golpe por golpe.
El partido ingresó en un momento bisagra donde había más que juego, pero con jugadores mostrando enorme vehemencia en cada jugada. Primero fue el apertura irlandés el que tuvo la chance de empatar pero su envío se fue abierto y el que no perdonó fue el número 10 de Los Pumas que dejó las acciones 26-20 a falta de quince minutos.
Los Pumas intentaron llevar el partido a terreno ajeno e intentaron ralentizar el juego con el resultado a su favor. Con paciencia y tranquilidad apareció una combinación por el costado derecho que terminó en la punta izquierda con Hernández asistiendo a Tuculet que amagó a pasarla para afuera pero hizo la personal apoyando con lo justo. 
Inmediatamente una contra de Juan Martín Fernández Lobbe que entró lanzado a pura tracción para asistir a Juan Imhoff que, a lo Usain Bolt, consiguió una nueva conquista para marcar una diferencia de 20 puntos cono solo siete minutos por jugarse.
La frutilla del postre la decoró un infalible Nicolás Sánchez (goleador del partido con 23 tantos gracias a 4 conversiones y 5 penales) a través de un penal para dejar el final 43-20. Victoria de Los Pumas que se meten en semifinales por segunda vez en la historia de una Rugby World Cup y ahora esperan por el ganador de Australia y Escocia.  
*Crédito: Rugby World Cup